31 de octubre de 2015

El parque Maderal y la historia del legionario erandiotarra

Imagen de I.C.H.M
Aun hoy se puede escuchar a muchas las personas de Erandio llamar a la actual plaza Santi Brouard, "El parque Maderal", y es que fue en esta plaza situada en la parte posterior del ayuntamiento donde presidió la estatua en honor a Juan Andrés Maderal Oleaga. Sería en septiembre de 1968, cuando se daba el nombre de Maderal Oleaga, a esta plaza céntrica de Erandio, por aquel entonces distrito de Bilbao. Tuvieron que pasar años, hasta que en sesión plenaria del 1 de marzo de 1984 se cambiaría el nombre a Parkeko Plaza, habiéndose quedado la plaza sin estatua 4 años atrás, concretamente la noche del 29 de agosto de 1980.

Aun así, no deja de ser curioso que habiendo llevado 16 años el nombre de Maderal, y 35 años que hace que no lo lleva, aun se pueda escuchar a muchos vecinos llamar "parque Maderal" a la actual plaza Santi Brouard, hecho que no ocurre con los nombres de otra calle y plaza, como por ejemplo la Calle Mola o Marqués de Estella, que llevaron esos nombres muchos más años que la plaza Maderal, si bien es cierto que para los años 80 se habían cambiado los nombres de esas calles.

El protagonista en cuestión pasaría a la historia, junto al brigada Francisco Fadrique, al morir el 13 de enero de 1958, a la edad de 28 años, en el conocido como Combate de Edchera, en la campaña de Sidi-Ifni, en el Sahara. A día de hoy es la última persona que ha sido laureada de la Legión Española.
Siendo miembro de la III sección de la 1ª Compañía de la XIII Bandera Independiente de la Legión, fue como voluntario para intervenir con su unidad en el enfrentamiento que se estaba llevando con un enemigo que duplicaba las sus fuerzas, y que les habían emboscado en la zona del wadi de Saguía el Hamra, próximo a Edchera, antiguo fuerte Chacal. Maderal cubría uno de los flancos. Ante la imposibilidad de avanzar, su brigada ordenará establecerse defensivamente y cubrir la evacuación de los heridos y los fallecidos. Maderal se quedará cubriendo la retirada con la ametralladora, con Fadrique, hasta que es alcanzado y muere.

Días después se le concedía al padre de Juan Maderal la Cruz Laureada, junto con una Laureada de solapa, que al morir al padre, pasaría al hermano Jose María (asesinado por ETA en 1979).

La estatua, obra de Iñurria, en la actualidad
Diez años después, la Hermandad Provincial de Antiguos Caballeros Legionarios de Viz­caya sería la encargada de sufragar y colocar, con alguna polémica, en una plaza de Erandio una estatua en memoria al cabo Maderal, con la siguiente inscripción: "El Ayuntamiento de Bilbao al heroíco legionario nacido en Erandio, el 1 de mayo de 1930". El acto estuvo presidido por el teniente general Zamalloa, el general Ascensión y el teniente coronel Palacios, junto a diversas autoridades civiles y militares, así como una compañía de regimiento de Infantería de Garellano, con bandera, escuadra y banda, que rendirá honores al erandiotarra.
Años después en unas fiestas de San Agustín, la estatua sería arrancada y tirada a la ría. Dos años después de este hecho, se rescataría la estatua de la ría y la Hermandad de Caballeros Legionarios al Regimiento Mixto Garellano núm. 45, que la colocó el 20 de Septiembre de 1982 en una de las plazas del acuartelamiento de Soyeches, en Munguía (Vizcaya), añadién­dole en su base una placa con la siguiente leyenda: "Al heróico legionario Juan Maderal Oleaga, muerto gloriosamente en la acción de Edchera (Sahara Español), el 13 de enero de 1958" / El odio lanzó esta estatua a la ría bilbaína mutilándola y arrancándola de su monumento en Erandio / Fue erigida de nuevo tal y como fue rescatada el 20 de septiembre de 1982".

Actualmente la estatua de Juan Maderal, que un día estuvo en Erandio, se encuentra en la Brigada de la Legión en Almería.